Espirografía

La espirografía es una prueba muy sencilla que detecta si existe algún tipo de alteración en la capacidad pulmonar que no permita al paciente respirar con normalidad.

Realizar una espirografía es tan sencillo como colocar los labios en la boquilla del espirómetro y soplar con fuerza hasta que no quede aire en los pulmones.

De esta forma, el aparato digital medirá la capacidad pulmonar y la indicará en la pantalla, donde nuestro especialista podrá interpretar los resultados y valorar si todo está en orden o si fuera necesario realizar alguna prueba más.

Esta prueba se utiliza para comprobar si los pulmones funcionan correctamente o si tienen algún tipo de anomalía que dificulte la respiración, como les ocurre por ejemplo a los pacientes con asma.

La espirografía es una prueba tan sencilla que no requiere ningún tipo de preparación previa.

Dolor
(Valoración del 0 al 5)

5


Duración de la prueba
aproximada

Inmediata


Entrega de resultados
aproximada

Noticias relacionadas

  • Especialidades telemedicina

Saludjulio 2020|

Hace unos meses, sabíamos que la atención telefónica y por videollamada de pacientes estaba aterrizando en nuestra sociedad. Los expertos establecían un periodo de 2 años, aproximadamente, para su consolidación en el ámbito sanitario. [...]

  • Virtus, un centro médico seguro

Noticiasjunio 2020|

La crisis sanitaria provocada por el COVID-19 ha obligado a modificar los hábitos y las medidas ordinarias de los centros sanitarios. Durante estos meses, nuestro centro ha cumplido con todos los [...]

  • ¿Qué función tienen los geles sanitarios en la prevención de la COVID-19

Noticiasjunio 2020|

El contagio del coronavirus SARS-CoV-2 causante de la COVID-19se produce al entrar en contacto con las gotículas respiratorias que provienen de personas infectadas. Aunque la capacidad infectiva de las personas suele estar relacionada con [...]

Suscríbete
a la newsletter